Estudiar en el extranjero

5 razones para estudiar en el extranjero

Compartir:

Si dudas de estudiar en el extranjero, que no sea por el dinero ¡Te contamos las ventajas de salir de tu zona de confort y cambiar de país para adquirir una experiencia única!

¿Quieres irte a estudiar al extranjero? Sin lugar a duda, es una de las experiencias más enriquecedoras que podrás tener. Pero evidentemente, como toda gran decisión, las dudas vuelven a tomar el protagonismo. Emprender un viaje de estas características y llegar a una ciudad que no conoces no siempre es fácil: Dejar a los amigos y a la familia atrás, el idioma, el dinero… en muchos casos, la decisión conlleva a asumir muchas responsabilidades a las que probablemente nunca antes hayas hecho frente.

En un principio parecerá que pesen más los contras, pero después de vivir la experiencia te darás cuenta de lo equivocado que estabas. Cada uno de nosotros tiene unos gustos y unos límites, piensa en los tuyos, ¿eres de los que se alimenta únicamente de pasta y pizza? ¿a 26 grados sigues con el jersey de lana? ¿eres de los que prefiere el polo norte antes que los veranos en Madrid? Piensa bien en cuáles son tus gustos, infórmate y escoge la ciudad a la que te quieres ir a vivir el próximo año.

Sabemos que vivir en una ciudad que no sientes como tuya puede resultar un poco agobiante, pero créenos que el mal trago del principio merece mucho la pena. Si el aspecto económico es lo único que te impide dar el paso, no te preocupes, estamos preparados para que consigas tu futuro próximo sin ninguna preocupación.

Ventajas de estudiar en el extranjero

Si sigues teniendo dudas, te detallamos algunas de las ventajas que tiene irse a estudiar al extranjero ¿Estás listo?:

  • El idioma: Una de las principales ventajas de estudiar en el extranjero son los idiomas. Conocerás a gente de todo el mundo y eso te dará la oportunidad de conocer varios idiomas. No te agobies, no hace falta aprenderlos todos, seguramente perfecciones el inglés y empieces a defenderte en otro idioma, como el italiano.
  • Viajar: Te encanta viajar, de lo contrario no te lo estarías replanteando. Al estudiar en el extranjero tienes grandes oportunidades de visitar otras ciudades, y no solo el lugar donde vayas a cursar tus estudios. Aprovecha los fines de semana y puentes para visitar ciudades y pueblos de alrededor, relaciónate con la gente local para que te enseñen los lugares menos turísticos y los hábitos más tradicionales.
  • Conocer nuevos amigos: De esta experiencia puedes sacar nuevas amistades, aprender de sus culturas, de su gastronomía, de su música autóctona e incluso tendrás la oportunidad de visitar sus países, que siempre es mejor cuando conoces a alguien de allí.
  • Mejorar tu currículum: Haber estudiado en el extranjero siempre aporta valor en un currículum. Mejoras las posibilidades a la hora de optar a un puesto de trabajo, algo que agradecerás en el futuro.
  • Autoconfianza: Irse al extranjero en estas circunstancias no solo implica una experiencia cultural y divertida, también es una forma de obligarse a uno mismo a hacer cosas que probablemente antes evitabas o directamente hacían tus padres. Es una forma de conocerse a uno mismo, de conocer mejor tus límites, de aprender a desenvolverte solo y de hacer frente a los problemas con mayor seguridad.

Si creías que las ventajas eran pocas, es hora de rehacer tu lista de pros y contras, porque seguramente la balanza cambie para bien. Aquí te hemos dejado una pequeña lista, el resto de las ventajas es mejor que las descubras por ti mismo dando el primer paso.

Ventajas de un préstamo personal para estudiar en el extranjero

Los préstamos personales pueden ayudarte en esta gratificante aventura proporcionándote el dinero que necesitas para hacer frente a tu nueva vida, en tu nueva ciudad.

Dependiendo de la ciudad que escojas, la vida puede ser más o menos cara: la fianza, la vivienda, el nuevo material de estudios, el viaje, la comida, el transporte… vas sumando y parece que las cuentas no salen. Pero los estudios en el extranjero no se basan en preocupaciones, se basan en tu educación. Por eso queremos que te centres en lo realmente importante y te despreocupes del resto.

¿Has hecho tu lista de pros y contras? Si ya lo tienes decidido y deseas realmente irte a estudiar al extranjero, no lo pienses más, ponte manos a la obra y prepara todo para disfrutar de una experiencia inolvidable.

 

Contenido elaborado por Ontwice

Compartir: