Truscos para dejar de fumar

Consigue dejar de fumar con nuestros trucos

Compartir:

Si eres fumador y has entrado a este artículo buscando ayuda para dejar el tabaco, ¡enhorabuena! Esto significa que ya has dado el primer paso y estás en el buen camino. Con grandes dosis de fuerza de voluntad, decisión y ayuda, podrás lograrlo. Sigue leyendo y te contaremos muchos trucos para dejar de fumar más fácilmente.

¿Qué ventajas tiene dejar de fumar?

Creemos que estas son obvias, pero queremos recordártelas para ayudarte a dar el último empujón que te anime a tomar la decisión. En primer lugar, deberías pensar en tu salud. El tabaco mata a más de 8 millones de personas al año y no solo a fumadores sino también a los conocidos como fumadores pasivos.

El principal problema que surge del tabaco es el cáncer, aunque no es la única enfermedad que afecta la salud de los fumadores. Las enfermedades cardíacas, pulmonares o las apoplejías, son también bastante comunes. Si te preocupa tu salud y la de las tuyos, quizás, dejar de fumar te dé más años de vida.

El número de fumadores en España ha aumentado un 3.3% en el último año hasta alcanzar un 23% del total de la población

No solo tu salud agradecerá que dejes de fumar, tu bolsillo también lo hará.  Hace poco te contamos todo lo que podrías ahorrar dejando de fumar. Incluso te librarás del pesado olor a tabaco, tu salud dental mejorará y volverás a sentir sabores que puede que ya hayas olvidado. No lo pienses más y anímate con estos trucos para dejar de fumar.Consejos para dejar de fumar

Trucos para empezar a dejar de fumar

Los comienzos son siempre difíciles y, aunque el primer paso es fundamental, quizás estés un poco perdido sobre cómo afrontar tu decisión. Antes de nada, debes saber que el tabaquismo es una adicción. Expertos consideran que la nicotina presente en el tabaco puede llegar a ser tan adictiva como el alcohol o la cocaína. La nicotina funciona como un estimulante; sin embargo, también como un depresor por lo que el camino no va a ser fácil, pero no te desanimes, millones de personas han conseguido dejar de fumar para siempre.

Comienza escribiendo tu propósito, se ha comprobado que cuando una meta se escribe es mucho más probable que se consiga. El segundo paso es buscar un apoyo, puede ser un familiar, un amigo o tu pareja, aunque también hay grupos de apoyo para personas que quieren dejar de fumar. Si conoces a alguien que ya lo haya conseguido, deberías preguntarle por su experiencia y consejo.

Tienes que saber que no existe una fórmula concreta para dejar de fumar. A mucha gente le funciona dejar de fumar poco a poco y establecer una fecha en la que deben dejarlo por completo, mientras que otras necesitas cortar con el hábito de raíz para lograrlo. Un de los trucos para dejar de fumar que suele ayudar a todo el mundo es sustituir el cigarrillo por otra cosa. Desde algo como mascar chicles, comer caramelos o aperitivos, hasta objetos como un palillo o una bola antiestrés.

Trucos para luchar contra la abstinencia tras dejar de fumar

Después de dar los primeros pasos comenzarás a sufrir las primeras señales de la abstinencia. La abstinencia es el conjunto de síntomas que se producen al dejar de consumir usa sustancia adictiva como pueden ser las drogas o el alcohol. En el caso de dejar de fumar, algunos de los síntomas que se presentan son: ira, frustración, ansiedad, irritabilidad, dolores de cabeza, aumento del apetito, falta de energía o sequedad en la garganta.

No te vamos a mentir, es probable que este momento sea más difícil de superar que los primeros días. Es justo en este momento cuando la mayoría recaen en el tabaco, pero tú no tienes por qué  hacerlo. Considera usar algún método de reemplazo de la nicotina como chicles, parches o inhaladores. En este punto es recordable que lo consultes con tu médico de cabecera y te aconseje el método más recomendable para ti. Cualquier actividad que te mantenga activo y pueda relajarte o distraerte será muy útil en este momento de abstinencia.

También debes tener cuidado con los desencadenantes, son aquellos momentos o cosas que nos incitan o nos hacen querer fumar. Cada persona tiene unos distintos y es importante que identifiques cuáles son los tuyos para evitar que estos momentos se produzcan o estar alerta durante ellos y poder encontrar algo que evite la recaída. Algunos de estos desencadenantes pueden ser: momentos de estrés, reuniones sociales o momentos específicos como en la comida, después de tomar café o antes de acostarte.

Dejar de fumar es siempre una decisión acertada y como todo lo que merece la pena no es fácil. Tómate un momento para reflexionar porqué lo estás haciendo, el día que decidas dejar de fumar puede ser hoy. Ahora que sabes algunos trucos para dejar de fumar ¿a qué esperas para empezar?

 

 

Contenido elaborado por «Ontwice»

 

 

 

Compartir: